Entradas

estreñimiento

Estreñimiento: Tratamiento Dietético y Recomendaciones para el Estreñimiento.


Estreñimiento

Todo lo que necesita saber sobre el estreñimiento, qué es y cómo tratarlo.

Qué es el estreñimiento

El estreñimiento es una falta de movimiento regular de los intestinos que produce una alteración del tránsito colónico o de la función anorrectal.

Se puede definir como la defecación con una frecuencia menor a tres veces por semana, aunque existe un amplio margen de ritmos intestinales individual.  , lo que produce una defecación infrecuente o con esfuerzo, generalmente de heces escasas y duras.

Mientras que algunas personas suelen defecar 3 veces por semana, otras lo hacen a diario. Para aquellos que lo hacen habitualmente a diario, se puede considerar estreñimiento el no ir en 2 o 3 días. mientras que aquellos que van cada dos días, se consideraría estreñimiento no ir en 4 o 5.

El hecho de que existan molestias subjetivas como esfuerzo exagerado, heces muy duras o sensación de vaciamiento incompleto también pueden considerarse estreñimiento.

El estreñimiento crónico está muy extendido y se calcula que un 10% de la población utiliza laxantes de forma más o menos regular.

estreñimiento

Origen y complicaciones

Sus causas pueden ser variadas, aunque normalmente se trata de trastornos de la movimiento o motilidad intestinal, fármacos y enfermedades que afectan al tubo digestivo.

El embarazo, o enfermedades como el hipotiroidismo y la diabetes pueden además producir estreñimiento leve. Otras veces es producido por enfermedades de origen nervioso, como lesiones en la columna, enfermedad de Parkinson o accidente cerebrovascular.

Los fármacos que pueden provocar estreñimiento son muchos antidepresivos, antipsicóticos, codeína -presente en fármacos para el tratamiento del resfriado-, antiácidos con aluminio y calcio o fármacos con hierro

El estreñimiento puede empeorar con la inactividad física e inmovilidad, sea por enfermedad, edad o voluntaria.

La ingesta escasa de fibra en la dieta, el estrés y la ansiedad agravan los síntomas.

Asímismo, las hemorroides y fisuras anales pueden disminuír el deseo de evacuar, debido al dolor producido.

Un cambio reciente en el hábito intestinal del adulto puede requerir una evaluación en busca de enfermedades obstructivas. Es importante conocer si ha existido consumo previo de laxantes, tipo y duración e investigar adecuadamente para descartar la presencia de ansiedad, tensión emocional, estrés, trastornos afectivos o consumo de fármacos psicotrópicos.

Tratamiento dietético del estreñimiento

Cómo tratar el estreñimiento

Objetivos del tratamiento dietético

Los objetivos que se pretenden conseguir con el tratamiento son varios:

  1. Instruir al paciente de las causas que producen el estreñimiento
  2. Cambiar los patrones de defecación
  3. Responder a las necesidades de defecar y no inhibirlas
  4. Iniciar una rutina para poder defecar en un momento determinado del día
  5. Estimular la realización de ejercicio, incluyendo abdominal
  6. Aumentar el residuo de la dieta, con una alimentación rica en fibra

Dentro de las recomendaciones nutricionales para el tratamiento del estreñimiento se encuentra en primer lugar la estimulación para que el paciente incremente el consumo de alimentos naturales con fibra.

Se debe hacer hincapié en en hecho de que se debe instruir en el consumo de alimentos que de forma natural en su origen son ricos en fibra, y no de alimentos que han sido enriquecidos o de suplementos dietéticos, ya que el beneficio nutricional de los alimentos no es comparable al del resto.

La fibra alimentaria es un componente fundamental de la dieta normal y tiene importancia tanto en el tratamiento como en la prevención de ciertas enfermedades, entre ellas cáncer de cólon

intestino grueso

Modificaciones de la dieta

El tratamiento inicial del estreñimiento es dietético y orientado a un mayor consumo de fibra. Esto aumenta el peso de las heces y frecuencia de defecación, a la vez que se reduce el tiempo de tránsito intestinal. El aumento se debe tanto a una mayor retención de agua como a la proliferación bacteriana de la flora en el colon, con producción de gas en las heces.

La única contraindicación para suplementar fibra en el estreñimiento es a los pacientes con lesiones obstructivas del tubo digestivo y algunas enfermedades de colon y recto.

El consumo aconsejado de fibra en el adulto es de 10 a 13 g de fibra por cada 1000 calorías de la dieta, siendo la relación fibra insoluble/fibra soluble aconsejada la de 3/1.

El consumo mayor de 50 g diarios no aporta beneficios adicionales y puede producir intolerancia: sensación de plenitud, meteorismo -faltulencia- y malabsorción de minerales esenciales -calcio, cobre, hierro, magnesio, selenio y zinc-.

Para evitar efectos desagradables se recomienda que la ingesta de fibra sea gradual. Si se produjera intolerancia, debe aconsejarse al paciente que pruebe diversas fuentes de fibra, con el fin de identificar aquellos alimentos bien tolerados. Se obtienen mejores resultados cuando la ingesta de fibra se reparte a lo largo de todo el día.

Por la capacidad de retención de agua de la fibra alimentaria, es importante que la ingesta de líquido sea adecuada y nunca inferior a 1 litro y medio de agua diaria.

Fibra alimentaria

La fibra alimentaria o fibra dietética está formada por polisacáridos de los vegetales y la lignina y que son resistentes a la hidrólisis de enzimas digestivas. 

Existen dos tipos de fibra:

  1. La fibra soluble, fermentable y viscosa, de la que forman parte mucílagos, gomas, pectinas y algunas hemicelulosas.
    La fibra soluble es capaz de enlentecer el tránsito intestinal y sirve de sustrato para la microflora intestinal bacteriana. Esta, produce sustancias como ácidos grasos de cadena corta que a su vez reabsorbemos para nuestro propio beneficio.
  2. La fibra insoluble, apenas fermentable y no viscosa, como celulosa, hemicelulosa y lignina.
  3. Al ser escasamente degradada y debido a su capacidad para retener agua, es capaz de aumentar la motilidad o movimiento intestinal y el peso de las heces. Los alimentos ricos en fibra insoluble son cereales integrales, centeno y productos derivados del arroz.

También puede considerarse el almidón resistente como un tipo de fibra alimentaria.

Alimentos ricos en fibra alimentaria

Alimentos con más de 2 gramos de fibra por 100 g
HortalizasFrutasCerealesLegumbresFrutos secosTubérculos
AlcachofaAlbaricoqueArroz integralJudías blancas, pintasCiruelas secasBoniato
ApioAguacatePasta integralGuisantesAlmendrasNabo
BrócoliCiruelasAvenaGarbanzosPipas de girasolZanahoria
Coles de bruselasFrambuesaMuesliLentejasCacahuetesRemolacha
ColiflorFresasNueces
GrelosGuayabaAvellanas
HinojoHigosHigos secos
PuerroKiwiMelocotón seco /Orejones
Pimiento verdeLimónDátiles
CebollaManzanaPasas
NaboMembrilloAnacardos
RemolachaMorasPistachos
ZanahoriaNaranjaCastañas
Pera
Plátano

 

Recomendaciones dietéticas para el Paciente con Estreñimiento

  • Si tiene ganas de ir de vientre hacerlo en cuanto se pueda, no intentar demorarlo o evitarlo o esperar a que se pasen.
  • Intentar acostumbrarse a ir en un momento determinado, por ejemplo después de desayunar.
  • Aumentar la cantidad de fibra de la dieta con una alimentación rica en alimentos integrales -pan y cereales-, frutas, legumbres y verduras. Para evitar efectos indeseables, aumentar el consumo de forma progresiva e intenta repartirlo en varias tomas.
  • Beber agua
  • Practicar algún ejercicio moderado
  • No utilizar ningún laxante sin consejo médico.

Otros consejos

  1. Consulte con su Médico para descartar una enfermedad grave.
  2. Acuda a Dietista profesional si necesita información o una dieta personalizada.
  3. No consuma ni use productos “dietéticos” ni de parafarmacia para el estreñimiento: pueden empeorar o enmasacar un problema grave existente o desencadenarlo -pérdidas de nutrientes, descalcificación, etc.-  También es frecuente ir necesitando dosis superiores para conseguir el mismo efecto.
  4. El estreñimiento debe combatirse siempre con hábitos dietéticos saludables. Si su dieta no es correcta, el uso de laxantes no tendrá justificación. Debe consumir frutas y verduras a diario.

Tablas de composición de alimentos

Precio: EUR 40,52
Precio recomendado: EUR 42,65

Compartelo con tus amig@s:
azúcar en alimentos

Azúcar en alimentos. Cómo medirlo. Cuánto es mucho azúcar.

Azúcar en alimentos y azúcares añadidos

No cabe duda de que el azúcar en alimentos es una de las mayores preocupaciones del consumidor.
Se nos olvida que los alimentos procesados son así: con azúcar y grasa barata.

Miles de noticias sobre los efectos perjudiciales del azúcar en la salud han abordado las redes: Dietistas españoles, Dietistas de todo el mundo, Asociaciones internacionales…todos han dedicado un espacio a los efectos negativos del azúcar. Apelando a estudios y revisiones que analizan sus efectos y denunciando los que han sido financiados por empresas interesadas…

A mí lo que al principio me fascinaba ha terminado por hacerme gracia: ver una y otra vez la evidencia más evidente, repetida hasta la más extenuante saciedad:

el azúcar es malo

Actualmente no es posible ver más de 5 entradas relacionadas con Nutrición sin que alguien nos ilumine de sabiduría con la idea de que el azúcar en alimentos es malo… 😴

me aburro

Sabemos que el azúcar es malo desde hace décadas.

Que tiene relación con el sobrepeso, la obesidad, la diabetes

Y es muy poco probable -imposible- que en el futuro se pueda demostrar lo contrario.

Algunos parecen además confundir la diferencia entre azúcar en alimentos y azúcar añadido. No es lo mismo comparar el azúcar en alimentos, el presente de forma natural, con el azúcar añadido a ese mismo alimento. No es lo mismo un zumo de naranja natural, que un zumo de naranja al que hemos añadido azúcar -porque nos gusta dulce-. Creo que esto es evidente. El azúcar en alimentos es normal, forma parte de que ese alimento sea ese alimento y no otro. No se pueden desazucarar los alimentos. Nos centramos siempre en el azúcar añadido o los azúcares añadidos.

¿Cuánto azúcar añadido puedo consumir?

Lo más aconsejable es no consumir ningún azúcar añadido.

Hasta la fecha no se ha identificado evidencia alguna de que consumir menos del 5% de la energía total en forma de azúcares produzca daño alguno sobre la salud.

Esto no incluye el azúcar en alimentos presente de forma natural como las frutas frescas o la leche.

Una dieta adecuada y balanceada no tiene por qué incluir alimentos ricos en azúcar: debería incluir muy pocos alimentos con azúcar añadido.

El caso de las Frutas

La mayoría de organizaciones apuntan que el zumo de fruta debe contarse también como azúcar añadido, así como la miel. En este sentido quiero expresar mi disconformidad personal con este punto:

Dentro de una dieta balanceada, adecuada y variada no cabe lugar a consumir zumos de fruta en lugar de fruta fresca entera. Ni siquiera cuando son caseros y naturales. No son equivalentes. Son una alternativa. La futa debe consumirse entera y solo ocasionalmente en zumo o solo una de las raciones diarias.

El contenido en nutrientes así como la respuesta fisiológica, metabolismo y digestión, es diferente cuando se consume un zumo de fruta a cuando se consume la fruta entera. Además, al hacer un zumo se usa inevitablemente más de una pieza y por tanto aumenta el consumo de azúcares frente a tomar la fruta fresca.

Una ración de naranjas incluiría una naranja. Pero una naranja produce normalmente medio vaso. Una ración de fruta al día en zumo es saludable, el problema es que no hacemos el zumo de una naranja. Cuando usamos 2, 3.. o 4 naranjas para un zumo, ya deja de ser ua ración tan saludable.

La Miel

El azúcar en alimentos como la miel es -para mí- una excepción. Siempre y cuando hablemos de miel tradiconal de pueblo, no procesada y comercializada.
Si bien aporta azúcar, contiene infinidad de otros nutrientes e ingredientes que no deben ser menospreciados. Personalmente contaría la miel como azúcares añadidos, pero solo como la mitad. Es decir que si usamos 10 g de miel contaría 5 g. No deja de ser una opinión personal, no una recomendación.
Se sobreentiende que hablamos siempre de un consumo razonable en personas sanas, dentro de una vida activa y con una alimentación saludable.

OMS

Para la OMS, el consumo máximo de azúcares tanto para niños como adultos debe ser el 10% del total de la energía diaria, en un documento elaborado en 2015 y exclusivamente dedicado al azúcar.

Sugiere una reducción hasta el 5%, unos 30 gramos de azúcar al día.

National Health Institute NHS

El National Health Institute NHS, la sanidad Británica, sugiere un consumo diario máximo del 5% de la energia diaria para mayores de 11 años -30 gramos-.

Apunta que el 22,5% de azúcares en un producto es un contenido elevado y que menos de 5% es un contenido bajo.

En este punto quiero matizar con mi opinión la del NHS.

Desde hace tiempo aconsejo seguir lo que llamo la “norma del 15”evitar azúcar en alimentos procesados con más del 15% de grasas y /o azúcares sencillos.

Es una norma muy general pero ayuda a eliminar sistemáticamente muchos alimentos” basura” de la dieta.

Puesto que un alimento se considera fuente de un nutriente o rico en un nutriente cuando contiene el 15% o más de ese nutriente, no sería lógico aceptar un 22,5%como punto máximo como indica el NHS, ya que permite incluír muchos de los productos de bollería, repostería, pastelería
Mientras que disminuyendo a un máximo del 15% se discrimina la casi totalidad de estos productos.

American Heart Association AHA

La AHA recomienda un máximo de ingesta de azúcares de 36 gramos para hombres y 24 para mujeres -se sobreentiende un consumo energético de 2.200 Kcal diarias en hombres y 1.800 Kcal en mujeres-.

O lo que es lo mismo, un máximo del 10% del total de la ingesta calórica diaria.

Desde 2006 recomienda “minimizar la ingesta de bebidas y comida con azúcares añadidos”.

ChooseMyPlate, US Department of Agriculture

ChooseMyPlate ni siquiera hace referencia a una cantidad aconsejable, máxima aceptable o cantidad saludable de consumo de azúcar e alimentos.

Cuánto es mucho azúcar en alimentos procesados

Para la inmensa mayoría de alimentos procesados es normal y habitual el 10 % de azúcares (es decir, 10g de azúcar por cada 100g de alimento).

El 15 % es sin duda una cantidad excesiva en cualquier producto y aceptablemente razonable para poder comprar productos procesados ocasionalmente, por lo que 12-15 % puede ser el máximo de azúcar que podemos considerar. Esto no es una norma.

También depende del tamaño de la ración, es decir: “tiene 25 g de azúcar por 100 g” pero solo vas a comer 50 g 🙂 frente a “tiene 14 por 100 g” pero vas a comer 250 g 🙁

Y por supuesto depende de la edad, sexo, peso, actividad física y estado de salud o enfermedad.

El rollo de medir con azucarillos 😱

Una moda muy poco útil y confusa para el consumidor es medir el contenido de azúcar de los alimentos en base al número de azucarillos que contiene.

Y que desde mi punto de vista demuestra un gran desconocimiento por parte de quien la practica y como método de educación nutricional es confuso.

Me gustaría decir que solo ocurre en blogs de aficionados, pero desgraciadamente muchos Dietistas se han apuntado a hacer este tipo de comparaciones.

Por qué es inútil medir con azucarillos

Medir con azúcarillos el contenido de azúcar en alimentos es inútil porque:

  1. No se tiene en cuenta el azúcar naturalmente presente en el alimento.
    También hay que hacer una pequeña puntualización con respecto a los procesos alimentarios, ya que algunos de ellos consiguen que el almidón presente en el alimento, se rompa y convierta en azúcares sencillos, lo que daría un contenido en azúcares mayor al esperado para ese alimento en origen.
  2. No se tiene en cuenta el tipo de alimento. En algunos alimentos, como las mermeladas, repostería, bollería… la base es el azúcar. Sin embargo no se tiene en cuenta y se comparan con alimentos que en principio no deberían llevar tanta cantidad de azúcar.
  3. El peso de un azucarillo no es una medida estándar. Cada azucarillo fabricado pesa lo que el fabricante o cliente solicita. Además de que el azucarillo ha pasado a estar bastante en desuso para ser sustituido por el sobre de azúcar y por tanto mucha gente ha perdido la percepción de cómo es un azucarillo en su mano.
  4. A eso hay que sumarle el hecho de que normalmemte se presenta el alimento junto al número de azucarillos, pero ni siquiera se indica el peso del alimento en la representación.
  5. No es una unidad de medida científica ni aceptable.

Es intentar explicar algo que ya está explicado en el etiquetado desde hace años: el número de gramos de azúcar por 100 gramos de alimento.

No hay más que mirar el etiquetado nutricional y leer el contenido de azúcares.

Cuántos gramos de azúcar hay en un azucarillo o en un sobre

Si alguien se pregunta cuántos gramos de azúcar hay en un sobre, ocurre como con el azucarillo: de 7 a 10 gramos:

azúcar en alimentos

Cómo establecer correctamente el contenido de azúcar en alimentos

Para poder establecer el azúcar añadido en un producto, primero habría que conocer:

  1. los ingredientes en sus proporciones de cada uno de ellos
  2. el contenido de azúcares de esos alimentos

¿Lo demás? Perder el tiempo.

También quiero hacer una pequeña puntualización con respecto a los procesos alimentarios, ya que algunos de ellos consiguen que el almidón presente en el alimento se rompa y convierta en azúcares sencillos, lo que daría un contenido en azúcares mayor al esperado para ese alimento natural o en origen.

Por ejemplo, un tomate contiene en origen de forma natural 3,5 gramos de azúcares por 100 gramos.

Por consiguiente, cualquier producto que lleve tomates, contendrá como mínimo, 3,5 gramos de azúcar por 100 gramos de alimento.

Algunos añaden más confusión al pensar que un alimento ecológico contiene menos azúcar que uno normal. Los alimentos ecológicos se cultivan en condiciones ecológicas, pero su valor nutricional es similar.
Evidentemente engorda igual un kilo de azúcar ecológico que uno de azúcar normal. Y uno de tomates ecológicos que uno de tomates de invernadero -a igualdad de maduración-.

Por ejemplo, este bloguero indica un 7% de azúcar para este tomate frito:

tomate frito ecológico

Pero es incorrecto porque puesto que el tomate natural contiene 3,5 g,  solo contiene otros 3,5 de azúcar añadido, o un 3,5 % de azúcar añadido.

Del mismo etiquetado se podría haber deducido que la cantidad de azúcar añadido es menor de 5,3%, si tenemos en cuenta que:

  1. Los ingredientes de un producto se ordenan por orden decreciente en peso y
  2. En la lista de ingredientes, el ingrediente el azúcar se encuentra justo tras el aceite de oliva virgen extra, que se añade en un 5,3 %.

Que un producto alimentario contenga un 3,5% de azúcar añadido es lo normal y en alimentos procesados, óptimo. Prueba a hacer en casa un tomate frito casero añadiendo por cada kilo de tomate 53 gramos de aceite o 5 cucharadas soperas y 35 g de azúcar o dos cucharadas soperas.
Pues es lo que hacen ellos.
En casa creo que sería muy razonable hacer un tomate frito con ese azúcar.

Y para complicarlo más, a todo ello hay que añadir el nivel de maduración de las frutas utilizadas. Un tomate un poco más maduro contendrá una cantidad ligeramente mayor de azúcares con respecto a uno no madurado.

Puesto que el fabricante no está obligado a declarar las proporciones exactas de ingredientes, es extremadamente complicado conocer la cantidad de azúcar añadido. Desde luego es imposible para cualquiera que no conozca como mínimo el contenido de azúcares en alimentos.

Además requiere una enorme práctica y haber observado y estudiado cientos de etiquetas.

En España, la web http://www.sinazucar.org, pretende informar al consumidor sobre el contenido en azúcar. Pero con completo desconocimiento sobre alimentos.
Desgraciadamente parece ser el punto de referencia en comparativas de cuánto azúcar contienen los alimentos, también para profesionales de la Salud, incluidos Dietistas Nutricionistas.

El autor como el se define un “fotógrafo entusiasta de la alimentación saludable y nutrición deportiva” y tal y como indica en el método que desarrolla, “no tiene en cuenta el azúcar presente de forma natural en los alimentos”. En parte lógico porque es fotógrafo, no Dietista 😱

Además, utiliza azucarillos de 4 gramos, que frente a usarlos de 5 gramos, supone usar un 20% más de azucarillos: claro, eso causa más sensación.

Y para rematar “se edita la fotografía siguiendo las mismas técnicas publicitarias que usa la industria”, tal y como indica su web.

O sea, un no profesional de la salud haciendo sensacionalismo de la salud -y negocio-. Cuéntame algo nuevo.

Como he comentado, las representaciones con azucarillos carecen de relevancia educativa, conducen a malinterpretación, están hechas con afán sensacionalista y en definitiva no son representativas de la cantidad de azúcares añadidos a un alimento.

Otro ejemplo

Viendo esta representación gráfica, podría parecer que el zumo lleva azúcar añadido en gran cantidad:

minute maid

Pero lo cierto es que no. Veamos por qué.

Las naranjas contienen de forma natural en origen 8,5 gramos de azúcares por 100 gramos.(dependiendo de la variedad y la maduración, algo más).
La botella representada contiene 10 oz, 295 ml. Esto no se muestra en la foto y por tanto se pierde la perspectiva de los tamaños. Recuerda que el mismo pretende ser sensacionalista.
Por tanto la botella contendrá, como mínimo 8,5 gramos x 0,295 = 25,075 gramos de azúcar puro. Todo, procedente de las naranjas.

Como mínimo, 295 ml de zumo contienen 8,5 X 2,95 = 25,07 g de azúcares presentes de forma natural.
Considerando que de 100 g de naranjas no se obtienen 100 gramos de zumo, hay que exprimir más de 295 gramos de naranja para hacer 295 ml de zumo.

El fabricante nos indica en su etiquetado que su botella de 295 ml contiene 30 gramos de azúcares en lugar de los 25 calculados.

zumo naranja minute maid

¿Lleva azúcar añadido? No.

¿Es lo mismo que si lo llevara? No.

¿Es lo mismo tomar fruta fresca que zumo refrigerado? No, no he dicho eso.

Pero lo que es justo es justo: y una imagen con azucarillos frente a un zumo de naranja, no lo es.

En la imagen de los azucarillos se nos muestra junto a la botella 12 azucarillos.

Pero es que además, sabiendo que la botella contiene 30 gramos de azúcar por 100 g -lo declara el fabricante- y nos colocan 12 azucarillos, ¡¡¡están usando azucarillos de 2,5 gramos!!!

Y al menos en España, no existen. Ni por encargo.

 

Consejos para reducir el consumo de azúcares añadidos

Consejos generales

  1. Evitar al máximo productos procesados de todo tipo
  2. Observar con detenimiento el contenido en azúcares declarado en la información nutricional del etiquetado
  3. Entre productos iguales, seleccionar el que contenga menos azúcares
  4. Observar la lista de ingredientes del etiquetado: puesto que se ordenan por orden decreciente en peso, un alimento cuyo primer ingrediente sea azúcar, es definitivamente mucho más rico que el 15%. Normalmente también lo es cuando ocupa el segundo y el tercer lugar.
  5. Si añades azúcar, redúcelo progresivamente para consumir menos.

Consejos dietéticos

  1. Bebe siempre agua en lugar de refrescos y bebidas carbonatadas -aunque sean sin azúcar o edulcoradas artificialmente-.
  2. Bebe agua en copa, no de un vaso gordo o una botella. En copa se saborea.
  3. Cuando consumas fruta en conserva consume frutas en su jugo en lugar de frutas en almíbar.
  4. Selecciona cereales de desayuno sin azúcar añadido o con poco azúcar añadido. En cereales, un 8 % de azúcares totales es una cantidad aceptable, mientras que 12-15% ya es elevado.

El “chollo” del azúcar

La mayoría de los azúcares en la actualidad se producen a partir de la hidrólisis del almidón. Al romper la estructura de almidón y puesto que son cadenas de glucosa unidas entre sí, se obtiene glucosa.

El almidón a su vez se obtiene de cereales ricos en almidón, patatas, remolacha. Pero con el maíz transgénico y barato, principalmente del maíz. El maíz manipulado genéticamente ha per

beneo

mitido aumentar la producción de azúcar para responder a la demanda, al igual que la soja ha permitido una mayor producción de proteína vegetal y bebidas de soja.

Azúcar y Dietistas Nutricionistas españoles

A mí este tema, me produce pena. 😭

Dietistas Nutricionistas españoles se exaltan como locos en en las redes en contra del azúcar.

beneo

Pero la Fundación Española de Dietistas Nutricionistas incluye como “empresas colaboradoras” entre otras lindezas a Beneo. Kellog´s, Nestlé, Bicentury…también tienen lo suyo. 😡

Según la sección “Sobre Nosotros” de Beneo, Beneo forma parte de Südzucker Group: en alemán “azúcar del sur” 😡

Y desde la página de Südzucker Group nos informan que “El azúcar es nuestro negocio principal: Nuestras 29 fábricas de azúcar y 2 refinerías nos hacen el número 1 de Europa. Queremos continuar expandiendo nuestro negocio de azúcar en todo el mundo.”

Que suena un poco como al malo de los dibujos intentando dominar el mundo…

 

Conclusiones

  1. Las pautas de consumo en realidad no han cambiado: cuanto menos azúcar se consuma, mejor. Y ante la duda, hasta un máximo de 30 g de azúcar al día para adultos.
  2. Me parece una irresponsabilidad confundir a la población con falsos datos y confusos, sea por desidia o desconocimientoEs responsabilidad profesional de un Dietista Nutricionista un conocimiento exhaustivo en composición de alimentos, tal y como establecen las competencias generales de la profesión: “CG.3.1 Identificar y clasificar los alimentos y productos alimenticios. Saber analizar y determinar su composición, sus propiedades, su valor nutritivo, la biodisponibilidad de sus nutrientes, características organolépticas y las modificaciones que sufren como consecuencia de los procesos tecnológicos y culinarios“.
  3. Es importante que en el único país de Europa y posiblemente del mundo civilizado sin Dietistas Nutricionistas en la Sanidad, seamos profesionales serios, respetables y dignos de confianza, más que buscar las interacciones sociales y la popularidad.
  4. Hay que ser ético y congruente en las posturas profesionales. No se puede criticar acciones… mientras se colabora con los mismísimos actores que las llevan a cabo.
  5. Por último, hay que confiar la información sobre Nutrición y Dietética a los profesionales de la misma, esto es, Dietistas y Nutricionistas. No a aquellos que por los motivos que sea, disponen de mayor popularidad en las redes o cuentan con promoción interesada de terceros.

Recursos

Precio: EUR 40,52
Precio recomendado: EUR 42,65
Compartelo con tus amig@s:
alimentos de temporada

Lista de Alimentos de Temporada


Alimentos de temporada en España

Una dieta correcta siempre debe incluir alimentos de temporada

alimentos de temporada

Es importante conocer los alimentos de temporada porque:

  1. Están más ricos. Los vegetales son más sabrosos, requieren menos “químicos” durante su crecimiento y transporte, son más sabrosos y aromáticos y podrían contener más nutrientes.
  2. Son más baratos. El consumo local y regional ahorra en transporte, lo que se traduce en precio competitivo.
  3. Se ayuda al negocio local y contribuye al ahorro energético. 
  4. Respeta las especies. Ayuda a que se respete la veda, los períodos de descanso, tamaños, lo que ayuda a una mejor recuperación y mantenimiento de la especie.

Os mostramos una lista por meses que incluye los siguientes grupos de alimentos de temporada:

  • Pescados marinos y pescados de río de temporada,
  • Crustáceos y Mariscos de temporada,
  • Verduras y Hortalizas de temporada y
  • Frutas de temporada.

Enero

  • PESCADOS
  • Bacalao, Besugo, Breca, Lubina (salvaje), Mero, Palometa, Pargo, Pez Limón, Rape, Rodaballo, Sargo, Salmón, Trucha (salvaje)
  • CRUSTÁCEOS Y MARISCOS
  • Almejas, Berberechos, Bígaros, Buey de mar, Camarones, Cagrejo de mar, Cañailla, Carabinero, Centollo, Chirla, Cigala, Coquina, Erizo, Gamba, Langosta, Langostino, Navaja, Ostras, Percebes, Pulpo, Vieira, Zamburiñas
  • VERDURAS Y HORTALIZAS
  • Acelga, Ajo, Alcachofa, Apio, Berenjena, Brócoli, Calabacín, Cardo, Col lombarda, Coliflor, Endibia, Escarola, Espinacas, Guisantes, Judía verde, Lechuga, Nabo, Pimiento, Puerro, Rábano, Remolacha, Repollo, Tomate, Zanahoria.
  • FRUTAS
  • Kiwi, Limón, Mandarina, Manzana, Naranja, Plátano, Pomelo

Febrero

  • PESCADOS
  • Bacalao, Besugo, Breca, Caballa, Faneca, Lamprea, Lenguado, Lubina (salvaje), Mero, Palometa, Pargo, Pez Limón, Rape, Rodaballo, Sargo, Salmón, Trucha (salvaje)
  • CRUSTÁCEOS Y MARISCOS
  • Almejas, Berberechos, Bígaros, Buey de mar, Camarones, Cagrejo de mar, Cañailla, Carabinero, Centollo, Chirla, Cigala, Coquina, Erizo, Gamba, Langosta, Langostino, Navaja, Ostras, Percebes, Pulpo, Vieira, Zamburiñas
  • VERDURAS Y HORTALIZAS
  • Acelga, Ajo, Alcachofa, Apio, Berenjena, Brócoli, Calabacín, Col lombarda, Coliflor, Endibia, Escarola, Espinacas, Guisantes, Judía verde, Lechuga, Nabo, Pimiento, Puerro, Rábano, Remolacha, Repollo, Tomate.
  • FRUTAS
  • Fresas/Fresón, Kiwi, Limón, Mandarina, Naranja, Plátano, Pomelo

Marzo

  • PESCADOS
  • Atún, Bacalao, Besugo, Breca, Caballa, Congrio, Corvina, Faneca, Lamprea, Lenguado, Lirio, Lubina (salvaje), Mero, Palometa, Pargo, Pez Limón, Rape, Raya, Rodaballo, Sargo, Salmón, Trucha (salvaje)
  • CRUSTÁCEOS Y MARISCOS
  • Almejas, Berberechos, Bígaros, Buey de mar, Camarones, Cagrejo de mar, Cañailla, Carabinero, Centollo, Chirla, Cigala, Coquina, Erizo, Gamba, Langosta, Langostino, Navaja, Ostras, Percebes, Pulpo, Vieira, Zamburiñas
  • VERDURAS Y HORTALIZAS
  • Acelga, Ajo, Alcachofa, Apio, Berenjena, Brócoli, Calabacín, Col lombarda, Coliflor, Endibia, Espárragos verdes, Escarola, Espinacas, Guisantes, Judía verde, Lechuga, Nabo, Pimiento, Puerro, Rábano, Remolacha, Repollo, Tomate.
  • FRUTAS
  • Fresas/Fresón, Kiwi, Limón, Mandarina, Naranja, Nísperos, Plátano, Pomelo

Abril

  • PESCADOS
  • Atún, Bacalao, Bonito, Besugo, Caballa, Congrio, Corvina, Faneca, Lirio, Merluza, Mero, Palometa, Pámpano, Pargo, Rape, Raya, Rodaballo, Salmonete, Sardina, Salmón, Trucha (salvaje)
  • CRUSTÁCEOS Y MARISCOS
  • Bígaros, Buey de mar, Camarones, Cagrejo de mar, Cañailla, Centollo, Chirla, Cigala, Erizo, Gamba, Langosta, Langostino, Navaja, Ostras, Percebes, Pulpo, Zamburiñas
  • VERDURAS Y HORTALIZAS
  • Ajo, Calabacín, Calabaza, Cebolla, Espárragos verdes, Espinacas, Judía verde, Lechuga, Nabo, Pepino, Pimiento, Puerro, Rábano, Remolacha, Repollo, Tomate, Zanahoria.
  • FRUTAS
  • Albaricoque, Cerezas, Fresas/Fresón, Limón, Melocotón, Nectarina, Plátano

Mayo

  • PESCADOS
  • Atún, Bacalao, Bonito, Boquerón, Caballa, Cabracho, Chicharro, Congrio, Corvina, Faneca, Lirio, Merluza, Mero, Palometa, Pámpano, Pargo, Rape, Raya, Rodaballo, Salmonete, Sardina, Salmón y Trucha
  • CRUSTÁCEOS Y MARISCOS
  • Bígaros, Buey, Camarones, Cangrejos, Cañailla, Centollo, Chirla, Cigala, Erizo, Gamba, Gamba roja, Langosta, Langostino, Navaja, Ostras, Percebes, Pulpo y Zamburiñas
  • VERDURAS Y HORTALIZAS
  • Ajo, Calabacín, Calabaza, Cebolla, Espárrago verde, Espinacas, Judía verde, Lechuga, Nabo, Pepino, Pimiento, Puerro, Rábano, Remolacha, Repollo, Tomate y Zanahoria
  • FRUTAS
  • Albaricoque, Cerezas, Fresa/Fresón, Limón, Melocotón, Nectarina y Plátano

Junio

  • PESCADOS
  • Atún, Bonito Boquerón, Cabracho, Cazón, Cherna, Chicharro, Faneca, Lirio, Merluza, Mero, Palometa, Pámpano, Pargo, Rape, Raya, Rodaballo, Salmonete, Sardina, Salmón y Trucha
  • CRUSTÁCEOS Y MARISCOS
  • Bígaros, Buey, Calamares, Chipirones, Cangrejos, Cañailla, Centollo, Chirla, Cigala, Erizo, Gamba, Gamba roja, Langosta, Langostino, Navaja, Ostras, Percebes, Pulpo y Sepia.
  • VERDURAS Y HORTALIZAS
  • Ajo, Calabacín, Calabaza, Cebolla, Judía verde, Lechuga, Nabo, Pepino, Pimiento, Rábano, Remolacha, Tomate y Zanahoria
  • FRUTAS
  • Aguacate, Albaricoque, Brevas, Cerezas, Ciruelas, Frambuesas, Melocotón, Melón, Nectarina, Plátano y Sandía

Julio

  • PESCADOS
  • Atún, Cabracho, Cazón, Cherna, Chicharro, Faneca, Merluza, Mero, Palometa, Pámpano, Pargo, Rape, Rodaballo, Salmonete, Sardina, Salmón y Trucha
  • CRUSTÁCEOS Y MARISCOS
  • Bígaros, Bogavante, Calamares, Chipirones, Cangrejos, Cañailla, Centollo, Chirla, Cigala, Erizo, Gamba, Gamba roja, Langosta, Langostino, Navaja, Nécora, Ostras, Percebes, Pulpo y Sepia.
  • VERDURAS Y HORTALIZAS
  • Ajo, Calabacín, Calabaza, Cebolla, Judía verde, Lechuga, Nabo, Pepino, Pimiento, Rábano, Remolacha y Zanahoria
  • FRUTAS
  • Aguacate, Albaricoque, Brevas, Cerezas, Ciruelas, Frambuesas, Higos, Melocotón, Melón, Nectarina, Paraguaya, Pera, Plátano y Sandía

Agosto

  • PESCADOS
  • Atún, Cabracho, Cazón, Cherna, Chicharro, Faneca, Merluza, Mero, Palometa, Pámpano, Pargo, Rape, Rodaballo, Salmonete, Sardina, Salmón y Trucha
  • CRUSTÁCEOS Y MARISCOS
  • Bígaros, Bogavante, Calamares, Chipirones, Cangrejos, Cañailla, Centollo, Chirla, Cigala, Erizo, Gamba, Gamba roja, Langosta, Langostino, Navaja, Nécora, Ostras, Percebes, Pulpo y Sepia.
  • VERDURAS Y HORTALIZAS
  • Ajo, Calabacín, Calabaza, Cebolla, Lechuga, Nabo, Pepino, Rábano, Remolacha y Zanahoria
  • FRUTAS
  • Aguacate, Albaricoque, Ciruelas, Frambuesas, Higos, Mangos, Manzana, Melocotón, Melón, membrillo, Nectarina, Paraguaya, Pera, Plátano y Sandía

Septiembre

  • PESCADOS
  • Atún, Cabracho, Cazón, Cherna, Chicharro, Congrio, Corvina, Dorada, Mero, Palometa, Pámpano, Pargo, Rape, Rodaballo, Sargo, Salmón y Trucha
  • CRUSTÁCEOS Y MARISCOS
  • Almejas, Berberechos, Bígaros, Cangrejo de mar, Cañailla, Centollo, Chirla, Cigala, Erizo, Gamba, Gamba roja, Langosta, Langostino, Mejillones, Navaja, Nécora, Ostras, Percebes, Pulpo, Sepia, Zamburiñas
  • VERDURAS Y HORTALIZAS
  • Ajo, Calabaza, Cebolla, Espinacas, Lechuga, Nabo, Pepino, Puerro, Rábano, Remolacha, Repollo y Zanahoria
  • FRUTAS
  • Aguacate, Granada, Higo, Mango, Manzana, Melocotón, Melón, Membrillo, Nectarina, Pera, Plátano, Uvas

Octubre

  • PESCADOS
  • Atún, Besugo, Chicharro, Congrio, Corvina, Dorada, Mero, Palometa, Pámpano, Pargo, Rape, Rodaballo, Sargo, Salmón y Trucha
  • CRUSTÁCEOS Y MARISCOS
  • Almejas, Berberechos, Bígaros, Camarones, Cangrejo de mar, Cañailla, Centollo, Chirla, Cigala, Erizo, Gamba, Gamba roja, Langosta, Langostino, Mejillones, Navaja, Nécora, Ostras, Percebes, Pulpo, Sepia, Zamburiñas
  • VERDURAS Y HORTALIZAS
  • Acelga, Ajo, Alcachofa, Berenjena, Brócoli, Calabacín, Calabaza, Cardo, Col lombarda, Coliflor, Cebolla, Endibias, Escarola, Espinacas, Guisantes, Judías verde, Lechuga, Nabo, Pimiento, Puerro, Rábano, Remolacha, Repollo, Tomate y Zanahoria
  • FRUTAS
  • Aguacate, Caqui, Chirimoya, Granada, Kiwi, Mango, Manzana, Pera, Plátano, Uvas

Noviembre

  • PESCADOS
  • Besugo, Congrio, Corvina, Dorada, Lubina, Mero, Palometa, Pámpano, Pargo, Pez limón, Rape, Rodaballo, Sargo, Salmón y Trucha
  • CRUSTÁCEOS Y MARISCOS
  • Almejas, Berberechos, Bígaros, Buey de mar, Camarones, Cangrejo de mar, Cañailla, Centollo, Chirla, Cigala, Coquina, Erizo, Gamba, Gamba roja, Langosta, Langostino, Mejillones, Navaja, Nécora, Ostras, Percebes, Pulpo, Sepia, Zamburiñas
  • VERDURAS Y HORTALIZAS
  • Acelga, Ajo, Berenjena, Calabaza, Cebolla, Endivias, Espinacas, Judías verde, Lechuga, Nabo, Pepino, Pimiento, Puerro, Rábano, Remolacha, Repollo, Tomate y Zanahoria
  • FRUTAS
  • Caqui, Chirimoya, Granada, Kiwi, Limón, Mandarinas, Mango, Manzana, Naranja, Pera, Plátano, Uvas

Diciembre

  • PESCADOS
  • Bacalao, Besugo, Breca, Congrio, Corvina, Dorada (salvaje), Lubina (salvaje), Mero, Palometa, Pargo, Pez Limón, Rape, Rodaballo, Sargo, Salmón, Trucha (salvaje)
  • CRUSTÁCEOS Y MARISCOS
  • Almejas, Berberechos, Bígaros, Buey de mar, Camarones, Cagrejo de mar, Cañailla, Carabinero, Centollo, Chirla, Cigala, Coquina, Erizo, Gamba, Langosta, Langostino, Mejillones, Navaja, Nécora, Ostras, Percebes, Pulpo, Sepia, Vieira, Zamburiñas
  • VERDURAS Y HORTALIZAS
  • Acelga, Ajo, Alcachofa, Apio, Berenjena, Brócoli, Calabacín, Cardo, Col lombarda, Coliflor, Endibia, Escarola, Espinacas, Guisantes, Judía verde, Lechuga, Nabo, Pimiento, Puerro, Rábano, Remolacha, Repollo, Tomate, Zanahoria.
  • FRUTAS
  • Caqui, Chirimoya, Kiwi, Limón, Mandarina, Manzana, Naranja, Plátano, Pomelo, Uvas

 

Compartelo con tus amig@s:
Intolerancia a la fructosa

Intolerancia a la fructosa. Tratamiento dietético de la intolerancia a la fructosa.


La intolerancia a la fructosa es la incapacidad para metabolizar la fructosa y se produce por un déficit de la enzima fructosa 1-6 fosfato o aldolasa B.

Intolerancia a la fructosa

La fructosa se encuentra de forma natural en las frutas y la miel y forma parte de la estructura molecular de la sacarosa: la sacarosa está formada por fructosa.

La intolerancia a la fructosa puede ser una enfermedad leve o grave.

intolerancia fructosa

Causas de intolerancia a la fructosa

La causa principal es el déficit de la enzima aldolasa B. Esta enzima cataliza la conversión de fructosa 1-P a gliceraldehído y dihidrooxiacetona fosfato. Al no estar presente la aldolasa B se acumula fructosa 1-P, que produce toxicidad hepática.

La aldolasa B interviene en el metabolismo de la fructosa por lo que carencias y déficits de esta enzima conducen a la intolerancia a la fructosa.

Cuando el paciente ingiere fructosa se producen cambios complejos en su cuerpo: el cuerpo no puede utilizarla, el azúcar en sangre disminuye y se acumulan sustancias peligrosas en el hígado.

metabolismo fructosa

La intolerancia a la fructosa hereditaria se produce cuando ambos progenitores poseen un gen anormal de aldolasa B: en ese caso cada hijo tiene un 25% de probabilidades de ser afectado por intolerancia a la fructosa.

La intolerancia a la fructosa no es muy común y se calcula afecta hasta a 1 de cada 20 mil personas.

Tratamiento dietético de la intolerancia a la fructosa

Antes de seguir una dieta sin fructosa es imprescindible haber sido diagnosticado de intolerancia a la fructosa.

El único tratamiento eficaz para tratar la intolerancia a la fructosa es la eliminación completa de fructosa de la dieta

El tratamiento dietético puede ser complejo ya que otros azúcares producen fructosa al ser metabolizados:

La sacarosa, azúcar común o azúcar blanquilla es un disacárido compuesto por glucosa y fructosa.
En su metabolismo, se rompe en ambas moléculas, siendo la glucosa digerida normalmente. Pero los intolerantes a la fructosa tampoco pueden digerir la fructosa de la sacarosa, por lo que a los intolerantes a la fructosala ingestión de sacarosa también les produce intolerancia.

sacarosa

La sacarosa al ser metabolizada resulta en glucosa + fructosa

El sorbitol E-420 es un edulcorante artificial de cuyo metabolismo también se produce fructosa, por eso los pacientes con intolerancia a la fructosa no deben tomar sorbitol E-420.

Los pacientes con intolerancia a la fructosa deben evitar el consumo de sacarosa -azúcar común, azúcar blanquilla, azúcar moreno, azúcar de caña o azúcar de remolacha-
y de sorbitol -edulcorante acalórico-

El estado previo del paciente y su sistema digestivo determinará la flexibilidad de la dieta:
Las personas que padecen desde hace tiempo problemas digestivos y han sido diagnosticadas de forma tardía requieren acciones rápidas y drásticas para detener la intolerancia y recuperar la capacidad digestiva normal. Las diarreas frecuentes producen pérdida de agua, electrolitos, minerales y vitaminas que pueden agravar el estado de salud a corto y medio plazo.

Es importante no usar durante el tratamiento dietético fármacos antiácidos ya que enmascaran el efecto de la dieta y evita que puedan identificarse los alimentos que producen menor o mayor tolerancia. Además, está completamente desaconsejado el uso de fármacos antiácidos durante largos períodos de tiempo, ya que modifican y reducen la absorción de nutrientes.

alimentos sin fructosa

Recomendaciones para mejorar la tolerancia a la fructosa

  1. Los alimentos de origen animal no contienen fructosa si no han sido preparados: carnes, pescados, huevos, leche.
  2. La capacidad de absorción de la fructosa mejora cuando se ingiere con glucosa, lo que suele suponer una buena alternativa al azúcar común.
  3. Limita la ingesta de productos con mayor cantidad de fructosa que de glucosa, o que contengan fructosa y sorbitol: manzanas, peras, ciruelas, cerezas, melocotones, zumos de fruta comercial, algunos dulces, chicles y golosinas.
  4. Prueba a tomar una pequeña cantidad de alimentos que contengan fructosa repartidos a lo largo del día, tomando un máximo de 2-3 piezas al día.
  5. Las patatas viejas contienen menos fructosa que las nuevas.
  6. La cocción de verduras y frutas permite eliminar gran parte de la fructosa en el agua de cocción.
  7. Algunos medicamentos y jarabes llevan fructosa y/o sorbitol: consulta con tu médico las alternativas.

Complicaciones de la intolerancia a la fructosa

Las complicaciones más frecuentes a corto plazo incluyen hipoglucemia y enfermedad debido al consumo de alimentos con fructosa. A medio plazo es frecuente observar aumento de ácido úrico en sangre y gota. Las complicaciones pueden conducir a insuficiencia hepática y en casos graves, a la muerte.

 


Tablas de composición de alimentos

Precio: EUR 40,52
Precio recomendado: EUR 42,65

 


 

Compartelo con tus amig@s:
citricos

Frutas : naranja, limón y cítricos

Frutas de consumo habitual:  Cítricos

Los cítricos son una familia de plantas ampliamente extendida y con multitud de variedades que en ocasiones se reducen a un área local.

Los cítricos son frutos de arbustos y árboles del género Citrus -excepto la naranja enana- cuya principal característica es el alto contenido en vitamina C y su sabor ácido. La naranja enana pertenece a otro género, Fortunella ssp, aunque también es un cítrico.

La temporada ideal de recogida de naranjas y mandarinas es de noviembre a marzo

Cítricos de consumo frecuente

Los siguientes son cítricos de consumo frecuente.

Bergamota – Citrus bergamia

La bergamota se parece a una naranja pequeña. Es un cruce de lima y naranja amarga. La pulpa es verdosa y no es comestible ya que es muy ácida y amarga. La cáscara es muy rica en esencias, por lo que se utiliza en pastelería. Es conocida porque sirve para aromatizar el té Earl Grey.

Clementina – Citrus reticulata x Citrus aurantium

La clementina es un cítrico procedente de un cruce de mandarina y naranja amarga.
Tiene la piel fina y fácil de pelar, de color naranja rojizo.
La pulpa es jugosa, ácida pero menos perfumada que la naranja.

Cidra – Citrus medica

Cítrico de piel muy perfumada, de color amarillo verdoso, frecuentemente rugosa.
La pulpa es ácida y poco jugosa.
Este cítrico se produce principalmente en Córcega y suele venderse confitada, por lo que se usa en pastelería, confitería y fines decorativos.

Lima – Citrus aurantifolina

También se le llama lima agria y lima limón.
Se usa como el limón. Aromatiza ponches y cócteles tropicales, acentúa el sabor de pollo, judías y sopas de verduras. La lima contiene menos vitamina C que el limón.

Limón – Citrus limon

Es un cítrico muy ácido, por lo que se usa par realzar el sabor de otros platos como salsas, verduras, pastas o postres como natillas, sorbetes, etc.  También como sustituto de vinagre.
Por su contenido en ácido impide el oscurecimiento de algunas verduras, al impedir el ácido que se produzcan las reacciones de oxidación.
Para marinados de pescado y ablandar la carne.
Tiene propiedades antisépticas y es muy rico en vitamina C.

Mandarina – Citrus reticulata

Se parece a una naranja pequeña algo achatada.
De piel más fina, pulpa dulce, aromática, menos ácida que otros cítricos.
Se consume fresca tal cual. Está deliciosa en fondue de chocolate.
Es rica en vitamina C.

Naranja – Citrus sp

La cáscara se puede confitar y con la pulpa se elaboran mermeladas. La esencia de naranja se usa para repostería.
En cocina da un toque en salsas, ensaladas, pollo, marisco, y combina bien con pato, buey o cerdo.

Naranja amarga – Citrus aurantium

También llamada naranja de Sevilla. Tiene una cáscara más gruesa y rugosa, de color verde o amarillo. Se suele hacer en conserva, para preparara mermelada o jalea. Las hojas de naranjo amargo se usan en infusión con efectos digestivos. De las flores se extrae aceite de naranja y agua de azahar.
Algunos licores como el Grand Marnier o el Cointreau se elaboran con cáscara de naranja amarga.

Naranja enana – Fortunella sp

Su color varía de naranja oscuro a amarillo dorado. La cáscara es tierna, dulce y aromática y es comestible.
La pulpa es un poco ácida. Algunas personas la amasan ligeramente antes de consumirla para mejorar su sabor.
Se añade a macedonias y ensaladas, sirve como decoración, en rellenos, pasteles y en carnes de cordero y aves.
También se elabora confitura, mermelada y jalea. Realza el sabor de la salsa agridulce.

Naranja sanguina – Citrus sp

Esta naranja tiene la pulpa completamente roja. La semisanguina posee solo líneas rojas.
Se cultiva sobre todo en España e Italia. Es dulce, jugosa y muy aromática.
Se usa mucho como decoración.

Naranja navel – Citrus sp

Es una naranja de cáscara gruesa, que se pela con facilidad.
Su pulpa es dulce, jugosa, muy sabrosa. No suele contener semillas.

Naranja de Valencia – Citrus sp

Tiene una pulpa jugosa y es de sabor agridulce. Contiene muy pocas pepitas.
Es la mejor naranja para extraer zumo.

citricos

Cítricos de consumo frecuente

Pomelo – Citrus paradisi

Pomelo y toronja se utilizan indistintamente en español. Suele tener corteza amarilla a rosada.
La pupa puede ser amarilla, rosada o roja.
Se come crudo cortado por la mitad. Cocinado se asa con pescado o carne como pollo, cerdo o pato.
Es un cítrico rico en vitamina C y tiene propiedades aperitivas -abre el apetito-. También es digestivo y algo diurético.

El consumo de pomelo interacciona con fármacos, por lo que si consume pomelo y toma fármacos debe revisar sus interacciones.

Toronja – Citrus maxima

Es muy apreciada especialmente en los países asiáticos. Puede ser esférica o tener forma de pera.
La cáscara es gruesa por lo que se pela con facilidad y es de color verde, amarillento o rosa. Puede ser lisa o rugosa.
No es tan jugosa como el pomelo. Suele cocinarse o confitarse, o añadirse en trozos a macedonias o ensaladas aliñadas.

Tangelo – Citrus paradisi x Citrus reticulata

El tangelo es un cítrico híbrido de mandarina y pomelo. Se identifica por el nombre de su variedad.
En ocasiones presenta abultamiento en uno de sus extremos, como el limón.
Es más grande y ácido que la naranja. La pulpa es aromática, jugosa y menos ácida que la de la naranja y más dulce que la del pomelo.

Tangerina – Citrus reticulata x Citrus aurantium

Este cítrico híbrido de mandarina y naranja amarga, de cáscara más oscura y que se pela más fácil.
Suele preparse para venta de zumo.

Ugli – Citrus paradisi x Citrus reticulata

Es un cítrico casi desconocido, llamado así por su aspecto feo, del inglés ugly.
Su pulpa sin embargo es deliciosa, jugosa, más dulce que el pomelo aunque un poco ácida y casi sin pepitas.
La piel es fácil de pelar, y puede ser amarilla, anaranjada, verde.

Contenido en vitamina C de cítricos

mg Vitamina C / 100 g RDA*
Lima 34 34%
Limón 50 50%
Mandarina 35 35%
Naranjas 50 50%
Pomelo 40 40%
Toronja 40 40%
* Considerando 100 mg como las recomendaciones diarias de vitamina C para un adulto

 

Calendario de temporada de naranjas y mandarinas

A partir de Noviembre Naranja Navelina
Mandarina Clementina
A partir de Enero Mandarina Clemenvilla
A partir de Febrero Naranja Navels
Mandarina Hernandina
A partir de Marzo Naranja Nave Late

Aunque la mayoría de personas asocia el verano con un desayuno con un zumo de naranja, lo cierto es que la naranja es una fruta de invierno que no se da a partir de Marzo. Así que las naranjas que consumimos en verano, no son naranjas nacionales de temporada.

Compartelo con tus amig@s:
evitar la oxidación de los alimentos

Cómo evitar la oxidación de los alimentos


Consejos para evitar la oxidación de los alimentos

Muchos alimentos crudos son especialmente sensibles a las condiciones medioambientales, por lo que es importante tomar ciertas medidas y evitar la oxidación de los alimentos para prevenir la oxidación de sus nutrientes.

Es bastante sabido que el zumo de naranja debe tomarse recién exprimido para que la vitamina C que contiene no se oxide rápidamente. Ciertamente, la vitamina C es una de las vitaminas más sensibles y se oxida fácilmente simplemente por contacto con el oxígeno del aire. Aunque lo de “beberse el zumo corriendo” es poco realista.

La mayoría de las vitaminas son además termosensibles, es decir, sensibles al calor, y pierden parte o la totalidad de sus propiedades porque pierden su estructura molecular.

Además, los alimentos contienen en ocasiones enzimas que en contacto con el aire producen que se vuelvan marrones. Esta reacción química se denomina pardeamiento enzimático y se produce como reacción del oxígeno con las enzimas del alimento.

Algunas de estas enzimas se que producen pardeamiento enzimático son la polifenoloxidasa en crustáceos, la cresolasa en champiñones,fenolasa, tirosinasa…

Los champiñones, el aguacate, las manzanas y muchas frutas son alimentos típicos que se oxidan de esta forma muy rápidamente. Pero también las gambas, camarones, frutas tropicales, alcachofas

Además, las reacciones de pardeamiento producen otros productos de la reacción, que a su vez producen una oxidación adicional de vitamina C, por lo que  esta disminuye más rápidamente.

El pardeamiento enzimático se produce más en alimentos vegetales, en los que también es más importante porque frescos son los alimentos que aportan mayor contenido de vitaminas, y es de gran interés para la industria alimentaria.

champiñones oxidacion

Oxidación de champiñones cortados. Tiempo en minutos

Cómo reducir la oxidación por pardeamiento enzimático

La reacción puede reducirse de tres formas:

  1. reduciendo la temperatura
  2. evitando el contacto con el oxígeno del aire y
  3. reduciendo el pH o acidificando el medio

La enzima es especialmente activa a pH normal o algo ácido, entre 5 y 7.
Medios ácidos disminuyen su actividad, mientras que los medios muy ácidos pueden desnaturalizarla, resultando en su inactivación y evitando por completo el pardeamiento.

En la cocina

De forma práctica para evitar la oxidación de los alimentos en la cocina, se puede:

  • Mantener los alimentos enteros -normalmente verduras, frutas, hortalizas- en la nevera
  • Cortarlos sólo en el último momento, antes de servir
  • Tapar el trozo cortado, cubrirlo inmediatamente con un film transparente y guardar en la nevera
  • Añadir limón o vinagre a los trozos cortados
  • Frotar con limón la parte cortada
  • Los alimentos que van a cocinarse, pueden introducirse sumergidos, en un recipiente con agua, agua con hielo o hielo y un buen chorro de limón o vinagre
  • En alta cocina el nitrógeno líquido puede considerarse para enfriar rápidamente y en ausencia de oxígeno, ya que el nitrógeno desplaza el aire.

La mejor forma de minimizar la oxidación es sumergir por completo el alimento en un recipiente con agua fría, hielo y vinagre o limón, colocando por ejemplo una tapa de olla más pequeña para sumergir el alimento por completo en el agua fría.

Cómo evitar las pérdidas de valor nutricional

  • Guarda los alimentos sensibles en lugar oscuro, fresco y apartado de olores fuertes.
  • La botella de aceite debe ser opaca u oscuraManténla alejada de la luz (puedes forrarla con papel de aluminio)
  • Lava siempre las verduras con las hojas enteras y córtalas una vez escurridas
  • Prepara las verduras al vapor o con poca agua, la necesaria (no como la pasta)
  • Aprovecha el agua de cocción en caldos y sopas para recuperar los minerales y el resto de vitaminas

Más información sobre las pérdidas de vitaminas por cocinado de alimentos.

 


Compartelo con tus amig@s:
bayas

Frutas bayas

Bayas

Frutas baya

Las bayas son un tipo de fruto caracterizado por ser muy carnoso.

Las frutas tipo baya son especialmente apreciadas en la gastronomía.

Arándano negro – Vaccinium angustifolium y V. corymbosum

Es una planta de la familia de las ericáceas, de cultivo extendido en Canadá y EEUU. Como curiosidad, el arándano bajo suele ser más dulce y sabroso que el alto. Se añaden a cereales, macedonias, crepes… También se elaboran en mermelada.

Arándano rojo – Vaccinium macrocarpon y V. oxycoccus

Sus bayas son jugosas y ácidas. Su zumo es exquisito. Se suelen usar cocinadas o en preparaciones que se van a cocinar, como tartas, mermelada, sorbetes, jalea, compota… Suelen acompañar a los platos de pavo y patés, o caza.

Frambuesa – Rubus sp

Aunque suelen ser rojas, pueden ser negras, amarillas, naranjas y blancas. Son dulces, aromáticas, algo ácidas y delicadas. Están deliciosas al natural, con yogur o helado. Dan un sabor y aroma exquisito al vinagre.

Fresas – Fragaria sp

La fresa actual es una variedad de la fresa silvestre, de fruto más pequeño, muy sabroso y jugoso. Se comen crudas, con yogur, en helados, macedonias… Son una baya excelente fuente de vitamina C y se le atribuyen propiedades depurativas, diuréticas, astringentes y remineralizantes.

Grosella negra – Ribes nigrum

Las grosellas negras son bayas parecidas al mirtilo. Se usan para elaborar jaleas y mermeladas, licores, vinos y jugos. Son muy ricas en vitamina C, así como antioxidantes vegetales. Son laxantes, por lo que no deben consumirse en exceso.

Grosella roja – Ribes rubrum

Las grosellas rojas son bayas redondas que se suelen comer cocidas, por su sabor agridulce. Se añaden en repostería a puddings, tartas, pasteles…Combinan bien con peras, ciruelas, frambuesas o piña. Se usan para fabricar jarabe y el zumo queda excelente en la salsa vinagreta. Para mermeladas es preferible seleccionar las que no están totalmente maduras.

Moras – Rubus sp

Son bayas de la misma familia que las frambuesas y las fresas. Son de color negro, a veces púrpura o amarillento. Deliciosas al natural, con yogur o helado. Se usan en mermeladas, jaleas, jarabes, vinos…

Madroño – Arbustus unedo

Baya de la región mediterránea, de piel granulosa, sabor agridulce, a veces algo insípido. Se usa en jaleas y mermeladas, para preparar dulces, licores, aguardiente y vino.

Uvas – Vitis sp

Las uvas son el ingrediente del vino y muchas otras bebidas alcohólicas. Es importante lavarlas ya que suelen contener productos químicos.  Se añaden a salsas, rellenos, ensaladas, con hígado, aves, caza…

Para diferenciar fácilmente arándanos y grosellas

Las hojas de los arándanos son hojas ovaladas sencillas.
Las hojas de las grosellas tienen forma de hoja de vid, con una parte central y dos lóbulos laterales más pequeñas.

Frutas bayas

Frutas bayas más frecuentemente confundidas

 

Compartelo con tus amig@s:
colesterol bueno malo

20 Consejos para bajar el colesterol


Consejos dietéticos para reducir el colesterol

Qué es la hipercolesterolemia

La hipercolesterolemia se produce con valores de colesterol superiores a 200 mg/dl.

Los límites de colesterol deseable son de 200 mg/dl (180 para menores de 18 años).

Por encima de 240 mg/dl se considera un riesgo alto.
Está demostrado que las personas con niveles de colesterol en sangre de 240 mg/dl tienen el doble de riesgo de sufrir un infarto de miocardio que aquellas con cifras de 200.

Cómo se diagnostica

La hipercolesterolemia no presenta síntomas ni signos físicos pero su diagnóstico puede hacerse con un simple análisis de sangre que determine los niveles de colesterol.

Un estudio realizado en 2011 por la OMS concluyó que la mayoría de quienes padecen hipercolesterolemia no reciben el tratamiento que necesitan para reducir el riesgo.

El riesgo aterogénico o de acumulación y formación de placas de ateroma en las arterias, también depende de los valores de colesterol HDL o “bueno” y LDL o “malo”: un nivel alto de colesterol bueno o HDL permite un equilibrio mejor con un colesterol ligeramente elevado, al igual que un nivel de colesterol malo o LDL elevado produce un pronóstico peor con un colesterol también ligeramente elevado.

Qué produce

La hipercolesterolemia produce la formación de placas en las arterias o ateroesclerosis.
Está relacionado con enfermedades cardiovasculares como infartos de miocardio.
Por eso la hipercolesterolemia es uno de los principales factores de riesgo cardiovascular.

Cómo se trata

Existen factores externos no modificables, como la herencia genética y la edad: el riesgo cardiovascular es mayor a partir de los 45 años en hombres y 55 en mujeres.

Y otros externos modificables como el tabaco, la hipertensión, diabetes, sobrepeso y obesidad, inactividad física y sedentarismo, perímetro de cintura elevado.

Por ello en el tratamiento es imprescindible el tratamiento dietético ya que permite corregir a la vez varias enfermedades.

20 Consejos para bajar el colesterol

colesterol bueno y maloLa estrategia para disminuir el colesterol debe basarse en dos pautas paralelas:
aumentar el colesterol “bueno” HDL y
mantener o disminuir el colesterol total y el colesterol “malo” LDL.

  1. En general, debe restringirse la ingesta de alimentos ricos en colesterol. Pueden consumirse de 4 a 6 huevos semanales, en función del sexo, peso y actividad.
  2. Consuma carne sin grasa y retire la grasa visible
  3. Evitar embutidos como fuet, chorizo, morcilla, salchichón. Consuma jamón ibérico pero con moderación.
  4. Opte por las aves antes que el cordero, pero no deje de consumir ternera o partes magras del cerdo como el lomo. Evite cortes de carnes grasos y retire la piel
  5. Aumentar el consumo de pescado azul fresco: caballa, atún, arenque, trucha, salmón… ya que son ricos en ácidos grasos poliinsaturados que reducen el colesterol y protegen la salud del corazón. El salmón ayuda a disminuir los triglicéridos y colesterol y ayuda a hacer los vasos sanguíneos más elásticos. Cabe destacar que los suplementos de aceites de pescados no han podido demostrar eficacia en la protección cardiovascular. Los suplementos de omega no han demostrado eficacia frente al pescado fresco. Evite consumir suplementos de omega 3 como sustituto del pescado azul.
  6. Eliminar la bollería industrial, galletas. Son ricos en grasas saturadas, aportan mucho azúcar y pocos nutrientes.
  7. El cacao ha demostrado tener propiedades beneficiosas al restaurar la flexibilidad de las arterias. Puede comer una onza de chocolate negro (más del 75% de cacao) un máximo de una al día.
  8. Evite consumir comidas fritas. Aumente el uso de cocción, horno, salteados, vapor, parrilla, papillote, etc
  9. Usar aceite de oliva virgen para la plancha y virgen extra para aliñar
  10. Consumir frutos secos: principalmente nueces, ya que son ricas en ácidos grasos omega 3. También pistachos, avellanas, almendras y cacahuetes un par de veces por semana. Contienen grasas insaturadas beneficiosas. Es mejor que no sean pelados.
  11. Una infusión de té verde podría ser eficaz para disminuir ligeramente el colesterol total y ayudar a prevenir enfermedades cardiovasculares. Si la endulza, use miel fresca.
  12. Practique ejercicio físico regular: caminar largos paseos, o cortos (de al menos 30 minutos) pero con mucha frecuencia
  13. En cuanto a los lácteos, es aconsejable moderar el consumo de los derivados lácteos más grasos como quesos y mantequilla y consumir preferentemente leche semidesnatada o desnatada y lácteos y yogures desnatados y 0%.
  14. Consuma al menos 3 piezas de fruta al día. Para un máximo beneficio y dentro de unos hábitos no sedentarios, consuma 6 raciones de fruta al día. Las fresas son ricas en flavonoides, que contribuyen a dilatar y proteger los vasos sanguíneos.
  15. Consuma 2 raciones de verdura al día, idealmente una de verdura fresca.  El brócoli ayuda a reducir el riesgo de accidentes vasculares.
  16. Coma legumbres y cereales, pastas y pan integral. No consuma pan blanco. Una dieta rica en legumbres reduce un 14% el riesgo de infarto y angina. Ayudan a mantener un buen nivel de colesterol en sangre.
  17. Coma pescado al menos 3 veces por semana.
  18. Consuma aceite de oliva virgen en crudo. Pero varíe y utilice en alguna ocasión aceite de girasol.
  19. El consumo de tomate puede prevenir hasta un 59% el riesgo de ictus
  20. La curcumina posee acción protectora y reduce las probabilidades de sufrir insuficiencia cardíaca e hipertensión

Alimentos funcionales

Los Esteroles vegetales son fitoesteroles conocidos para tratar el colesterol elevado y presentes en lácteos.
Son los denominados alimentos funcionales, porque añaden una función adicional a la inherente al propio alimento.

Si consume lácteos para reducir el colesterol debe seguir las instrucciones de uso y nunca consumir más del indicado

ruta colesterol

Ruta metabólica de síntesis y degradación de colesterol

A veces no son suficientes los alimentos para disminuir los niveles de colesterol.
En ese caso debe ser el médico el que valore la posibilidad de un tratamiento farmacológico.

Las estatinas son con frecuencia el fármaco de elección en el tratamiento del colesterol elevado.
Existen muchos tipos y continuamente se investigan y salen al mercado nuevas estatinas.
Su médico prescribirá la que considere mejor.

 


Compartelo con tus amig@s:
hacer compra

Hacer la compra


Consejos para hacer la compra

La manera de comprar alimentos va cambiado progresivamente en la mayoría de los países industrializados. En la actualidad, debido a diferentes cambios sociales, tecnológicos, etc, solemos realizar una o dos grandes compras. La compra del día a día en el mercado es ya poco frecuente.

Esto no nos debe impedir planificar nuestra alimentación, seleccionar alimentos de calidad y llevar a cabo una compra inteligente para una adecuada alimentación.

1. Planificar la compra:

  • Ahorra tiempo
  • Logramos mayor variedad
  • Ahorra dinero
  • Satisface las necesidades nutricionales

2. Planificación inicial del menú

La planificación del menú debe considerar:

  • Presupuesto disponible
  • Número de familiares o comensales
  • Necesidades nutricionales de cada uno de ellos: niños, ancianos, enfermos, etc
  • Frecuencia recomendada de consumo de alimentos
  • Productos de temporada
  • Capacidad de conservación de los alimentos en casa: nevera, congelador, arcón congelador, etc
  • Preferencias personales
  • Tiempo disponible
hacer compra

Consejos prácticos para hacer la compra

3. Planifica el menú anticipadamente

Siempre que puedas planifica diaria o semanalmente, tratando de incorporar variedad de alimentos y respetando las raciones aconsejadas.

Si tenéis hijos en edad escolar, puede resultar útil planificar el menú a partir del menú escolar, de forma que aseguráis un adecuado equilibrio en la alimentación de vuestros hijos. Para ello es importante contar con un menú escolar elaborado por un Dietista Nutricionista y/o solicitar su ayuda a la hora de programar los menús.

4. Presta atención a ofertas

Compara marcas y precios. No siempre el alimento más caro es mejor que otro más barato.

5. Revisa tu despensa

Antes de planificar la compra, debemos estar seguros de lo que tenemos para evitar comprar algo que tenemos en suficiente cantidad.

6. Haz una lista de alimentos a comprar

Es muy importante elaborar una lista con los alimentos que vamos a comprar.

A ser posible, separa los alimentos de la lista en 3 bloques: no perecederos, frescos y congelados; así podemos comprarlos en el siguiente orden: no perecederos, frescos y congelados.

7. Presta atención a las marcas blancas

En la mayoría de las ocasiones, las denominadas marcas blancas se encuentran exactamente al lado de sus homólogos “de marca”. Puede resultar útil perder unos instantes comparando ambos. Algunos trucos permiten identificar a ambos como la misma marca.

Busca en el etiquetado el código R.S.I. de tu producto de marca blanca y compáralo con los productos de marca. A veces esto permite asegurarnos que la marca blanca es otra que es exactamente una que nos gusta o que tiene un valor nutritivo adecuado, pero que simplemente es más barata.

8. Comprando Alimentos

  1. Establecer una secuencia de compra: primero los no perecederos, luego los frescos y por último los congelados.
  2. Comprando los congelados al final, se evitan pérdidas de calidad de los productos. Los congelados deben transportarse en una bolsa especial isotérmica siempre que la llegada a casa no se produzca en un tiempo corto.
  3. Aislar los alimentos de olores, sabores y luz del sol directa.
  4. Reconocer la frescura de las carnes, pescados, verduras, frutas…
  5. Leer las etiquetas
  6. Comprobar la completa integridad de los envases y su contenido en caso de que éste sea visible. Desechar los envases abollados, oxidados, rotos
  7. Los productos más pesados, deben colocarse en el fondo de la cesta o carro para evitar que dañen a los más ligeros.
  8. No mezclar alimentos con productos de limpieza y desinfección.

9. Elegir el establecimiento de compra

Varios factores principales determinan la elección del establecimiento.

  • Higiene
  • Correcta manipulación por parte del personal
  • Condiciones de exposición, venta y conservación
  • Buena relación calidad/precio
  • Variedad de ofertas

10. Etiquetado de Alimentos

La etiqueta es una garantía de seguridad, ya que indica datos veraces sobre el producto. Han de ser claras y comprensibles y contener la siguiente información:

  1. Nombre del producto
    Nombre y domicilio del fabricante o envasador. En caso de productos procedentes de otros países de Europa, deberá indicar el nombre del vendedor.
  2. Lista de ingredientes
  3. Contenido neto: peso o volumen
  4. Fecha de consumo preferente o de caducidad
  5. Dependiendo del producto, puede incluir: condiciones especiales de uso y conservación,forma de presentación comercial, grado alcohólico, país de origen, otras cualidades nutricionales o alimenticias, modo de empleo, clase o tipo de canal de procedencia y denominación comercial de la pieza, en la carne de vacuno.

Te enseño algunos consejos interesantes en la entrada Cómo leer Etiquetado e Información Nutricional de los Alimentos.

Consejos para seleccionar alimentos de calidad

Lácteos

Preferir lácteos desnatados; son más bajos en grasa y colesterol.
La leche pasteurizada puede conservarse abierta en la nevera hasta 48h.

Carnes

Preferir cortes con poca grasa.
Las costillas, lomo suelen ser más tiernos que falda, espalda o pata.
Puede consumir carne de cerdo de cortes también magros como lomo, paletilla, solomillo.
Evite cortes grasos, embutido, jamón, bacon y tocino.

Aves

Verificar la fecha de envasado, empresa, sello inspección sanitaria.
Mayor calidad viene dada por mayor carne con los huesos, capa de grasa bien distribuída bajo la piel, sin huesos rotos ni dislocados, sin plumas ni decoloraciones

Pescados

Características de calidad: escamas unidas entre sí, brillantes y no viscosas, piel húmeda, sin arrugas ni manchas, ojos transparentes, brillantes, con el iris no manchado de rojo, branquias rojo intenso, húmedas, brillantes, con olor suave

Frutas

Compre sólo las que necesite y pueda almacenar adecuadamente en la nevera.
No se deje llevar por ofertas con grandes cantidades.
Compre fruta de temporada: es de mejor precio y sobre todo calidad.
Verifique buen color, sin abolladuras, agujeros, manchas o señales de deterioro.
Los cítricos, cuando pesan poco, suele ser por carencia de pulpa y/o jugo: intente rechazarlos.

Verduras y Hortalizas

Aproveche las verduras de temporada.
Prefiera las frescas y ya maduras, sin señales de deterioro o magulladuras.
Como con las frutas, no compre si no dispone de sitio suficiente para almacenarlas.
Evite compra de verduras en mal estado: retirar la parte estropeada no resuelve el problema, ya que puede haberse extendido a otras partes y otros vegetales.
Manéjelas con cuidado.

Alcachofas

Hojas gruesas y compactas, tallo no muy grueso ni duro.

Rechazar las que tienen hojas rotas, blandas en la base, partes pardas

Berenjenas

Color morado oscuro, firmes, pesadas, piel suave y uniforme

Rechazar las que tienen color poco lustroso, blandas, resecas, manchas oscuras

Brócoli

Firmes, flores pequeñas, compactas, tallo no muy grueso ni duro.

Rechazar las que tienen flores abiertas, marchitas, amarillentas, manchas oscuras o partes acuosas

Espárragos

Puntas cerradas y compactas, tallo tierno y redondo, verde brillante.

Rechazar los que tienen puntas abiertas o extendidas, tallos con estrías, tierra en las escamas del tallo

Judías verdes

Color brillante, vainas frescas y firmes.

Rechazar las que tienen vainas flojas o blandas

Lechuga, escarola, espinacas, acelgas

Hojas frescas, intactas, color verde brillante oscuro.

Rechazar las que tienen hojas ásperas, tallos toscos, fibrados, color verde amarillento

Patatas

Firmes, libres de defectos, en buen estado general.

Rechazar las que tienen cortes, golpes, brotes, arrugas o partes verdes

Pepino

Firmes y de color verde oscuro.

Rechazar los que tienen diámetro muy ancho, color amarillento, extremos marchitos o resecos

Remolacha

Firmes, redondas, carnosas, rojo oscuro, superficie suave.

Rechazar las blandas, alargadas o de piel escamosa

Tomates

Maduros, de piel lisa, sin defectos.

Rechazar los demasiado blandos, con magulladuras, áreas verdes o amarillas cerca del tallo, partes blandas, acuosas u hongos

Zanahorias

Bien formadas, suaves, de color uniforme.

Rechazar las que tienen la parte superior “quemada”, blandas, con manchas

Aditivos

Son sustancias que se añaden a los alimentos para que mantengan sus cualidades o recuperen algunas que se han perdido durante su elaboración.

No tienen valor nutritivo, pero sin ellos muchos de los productos que consumimos no podrían existir. Algunos aditivos, como la sal o el vinagre ya se utilizan en la prehistoria.

Los aditivos alimentarios utilizados se designan con la letra E seguida de un número de tres o cuatro cifras y precedidos de la categoría a la que pertenecen.

No presentan ninguna agresión contra nuestro organismo y su inocuidad ha sido probada en muchos países. Sin embargo siempre es recomendable preferir alimentos frescos.


Compartelo con tus amig@s:
frutas verduras

Hortalizas, Verduras y Frutas

 


En este grupo se incluyen exclusivamente alimentos del reino vegetal.

En general son alimentos ricos en fibra, vitaminas, sales minerales y agua y pobres en los tres macronutrientes: proteínas, hidratos de carbono y grasas.

Contienen grandes diferencias nutricionales, ya que se trata de un grupo de alimentos muy variados

Hortalizas y Verduras

Incluye una innumerable selección de vegetales de diferentes especies, origen y variedad.

Composición y Valor Nutricional

Puesto que no poseen grasas ni proteínas en cantidad relevante, su aporte energético es muy bajo. Contienen cantidades variables y pequeñas de hidratos de carbono, son ricas en fibra soluble e insoluble.

En cuanto a su contenido en vitaminas, contiene vitaminas del grupo B, siendo más importante el contenido de estas vitaminas en las verduras de hoja.
La verdadera importancia radica en su contenido en vitamina C, betacarotenos o provitamina A y folatos. Estas vitamians están presentes principalmente en estos alimentos, por lo que es imprescindible una ingesta adecuada para garantizar un adecuado aporte.

Apenas contienen minerales y sólo cantidades significativas de calcio y hierro en las verduras de hoja verde intenso. Sin embargo, el hierro de los vegetales se encuentra como hierro no hemo, cuya absorción y utilización es unas 5 veces inferior al hierro hemo presente en carnes o pescados.

Además, la presencia y formación de sales de oxalato dificulta la absorción de los minerales en general.

Frutas, hortalizas y verduras

Frutas, hortalizas y verduras

Frutas

Se denominan frutas a los alimentos frutos de los árboles, arbustos y plantas, entendiéndolo como el producto resultante de la polinización. Dada la gran variedad de plantas, los frutos son casi innumerables, de formas, colores, sabores y valores nutricionales muy diversos.

Composición y Valor Nutricional

Las frutas poseen mayor contenido en hidratos de carbono que las verduras y hortalizas. Por ello las frutas tienen más energía y por tanto son más calóricas. Sin embargo su contenido en azúcares es todavía muy inferior al de otros alimentos, y puesto que aportan otros grandes beneficios, no deben restringirse su consumo.

La fruta madura apenas contiene almidón. En su lugar contiene azúcares simples, sacarosa y fructosa principalmente, y generalmente a partes iguales. Algunas frutas son más ricas en fructosa, como manzanas o peras, mientras que otras lo son en sacarosa, como melocotones y albaricoques.

Las frutas aportan también fibra, como pectinas.

Las vitaminas más importantes son los betacarotenos y la vitamina C. El aporte en este caso es muy importante ya que al consumirse crudas no se producen las pérdidas de vitamina C que ocurrirían con alimentos cocinados. De hecho, la fuente principal de vitamina C son las frutas.

Dada la gran variedad, algunas frutas presentan características propias. El plátano maduro es más rico en hidratos de carbono. Hasta el 15 – 20 % es una mezcla de azúcares de rápida absorción: sacarosa, glucosa y fructosa.

La fruta madura es muy digerible, y es una de las que antes se introducen en la alimentación del lactante. Es especialmente útil en dietas que requieren un aporte energético extra y de rápida absorción, por lo que es la fruta de elección de muchos deportistas. Los enfermos celíacos también pueden obtener beneficios extra, ya que al verse su dieta limitada en la ingesta de trigo y derivados, puede comprometerse una menor ingesta de hidratos, que puede solventarse con un consumo adecuado de plátano.

Frecuencia de Consumo de Hortalizas, Verduras y Frutas

Las recomendaciones actuales apuntaban al consumo de 5 raciones de frutas y verduras diariamente.

La nueva evidencia señala un mayor beneficio de salud para un consumo de hasta 6 frutas diarias.

Las frutas deben consumirse al menos 2 a 3 veces al día, siendo una de ellas un cítrico que asegure un adecuado aporte de vitamina C o una fruta rica en vitamina C: mandarinas, naranjas, fresas, manzanas.

Las verduras pueden consumirse una o dos veces al día como plato principal o como acompañamiento.

Las Patatas

Las patatas merecen mención a parte pues a pesar de ser túberculos de la huerta, su composición y valor nutricional es distinto.

Composición y Valor Nutricional

Las patatas se encuentran situadas en cuanto a su aporte nutricional, entre las verduras y hortalizas y alimentos ricos en hidratos como el pan.

Aportan almidón y aunque su contenido es mayor que el de hortalizas, verduras y frutas (a excepción del plátano), es menor que el de el pan. Eso también las hace menos calóricas.

Posee más proteínas que las verduras y hortalizas y de mejor valor biológico.
Su contenido en grasa es prácticamente despreciable, como en las verduras.

Aporta menos fibra que hortalizas, verduras y frutas o cereales.

Su contenido en vitaminas es similar al de hortalizas, y aunque más ricas en vitamina C, los procesos culinarios hacen que el contenido de vitamina C de la patata consumida sea irrelevante.


Compartelo con tus amig@s: